UA-84130932-1

Con los hábitos alimenticios en la actualidad, el colesterol está proliferando en la población y está siendo un factor de riesgo importante que tenemos que tener en cuenta para nuestro bienestar.

¿Qué es el colesterol?

El colesterol es un lípido que regula la entrada y salida de sustancias de las células del organismo, por lo que es clave para una buena salud. Se produce de manera natural en el hígado y existen dos tipos de colesterol: el primero es el LDL (Low Density Lipoproteins), comúnmente llamado “el malo”. El segundo es el HDL (High Density Lipoproteins), que comúnmente se le llama “el bueno”. El LDL que es uno de los principales causantes de las enfermedades cardiovasculares, y para tener unos niveles óptimos de este lípido, no debe superar los 100 mg/dL. Por otro lado, el HDL, es un gran activo protector de estas mismas enfermedades, y para que tu organismo funcione lo mejor posible, se tienen que mantener unos niveles iguales o superiores a 60 mg/dL.

¿Qué causa el colesterol alto?

La principal causa de que tengas altos niveles de colesterol es la ingesta de alimentos con alto nivel de colesterol. A esta sencilla afirmación, hay que añadirle otros factores que tienen bastante importancia en los niveles de colesterol, como puede ser la genética, el sedentarismo o el estrés.

Dieta para reducir el colesterol.

Existen muchos alimentos que ayudan a no aumentar tus niveles de colesterol, e incluso a disminuirlos.

  • Las verduras, especialmente las de hoja verde. Aportan numerosos nutrientes, sobre
    todo, vitaminas, sin aportar colesterol ninguno.
  • Cereales integrales, los famosos contenedores de fibra, que retrasan la absorción del colesterol.
  • Ajo, uno de los más activos en esta reducción que, además, previene la formación de coágulos en la sangre y reduce la presión arterial.
  • Frutos secos. De éstos, se ha demostrado que ayudan a reducir el colesterol debido a su gran concentración de grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas.
  • Pescados azules, que tienen una gran concentración de omega 3, ácidos grasos que adicionalmente aumentan los niveles del colesterol bueno, ayudan a mantener el peso y mejorar las funciones cerebrales.
  • Aguacate. Incluir este alimento en nuestra dieta resultará en una reducción del colesterol malo y favorecerá la creación del
    bueno. Su alto contenido de fibra y de grasas poliinsaturadas también ayudan a ello.
  • Legumbres son otro alimento muy útil en la intención de reducir el colesterol malo, debido principalmente a su alto contenido de fibra, que ayuda a retrasar la absorción de colesterol.

En definitiva, el mejor consejo que se puede dar para evitar un aumento del colesterol es cuidar tu alimentación, eludiendo los
fritos y optando siempre por alimentos cocinados al horno o al vapor

Si prefieres te llamamos

Te asesoramos sin compromiso

916 811 040
656 926 982