En la actualidad, más de 10 millones de personas tienen un seguro de asistencia sanitaria y esta cifra sigue creciendo, sobre todo por las grandes ventajas que supone respecto a la sanidad pública.

Uno de los principales factores que hacen que las personas opten por un seguro de asistencia sanitaria es la rapidez no sólo en la obtención de los resultados clínicos sino también a la hora de pedir cita con el especialista al que se quiere visitar, ya que no es necesario que la persona tenga que ver primero al médico de cabecera, lo que reduce tanto los tiempos como la burocracia.

Esta rapidez es también especialmente importante a la hora de recibir los tratamientos necesarios, uno vez se ha hecho el diagnóstico, ya que se eliminan las ya famosas listas de espera de la Seguridad Social, que puede demorar los tratamientos y operaciones durante largos períodos de tiempo con el consiguiente agravamiento de la enfermedad y el empeoramiento en las condiciones de vida del paciente.

Otro punto a destacar es el hecho de que el paciente tiene a su disposición una amplia oferta de especialistas médicos, pudiendo elegir el que desee ya sea por criterios de proximidad a su domicilio o confianza en dicho especialista. También, en muchas ocasiones, se acude a estos especialistas para contar con una segunda opinión acerca de un diagnóstico previo.

En caso de hospitalización, bien sea por operación, parto, realización de pruebas, etc., los seguros de asistencia sanitaria ofrecen numerosas comodidades, como pueden ser el disponer de una habitación individual con cama para el acompañante.

Si estás pensando en contratar un seguro para ti o tu familia, no dudes en contactarnos. Resolveremos todas tus dudas.

Abrir chat